La megacausa de coimas revela trama de “plata negra” de obras de energía

Oscar Centeno dejó por escrito todo lo que pasaba y vivía al realizar viajes con bolsos de dinero, que involucran a exfuncionarios y empresarios. La mayoría de estos pagos iban a Roberto Baratta, el encargado de los proyectos energéticos del ex ministro de Planificación, Julio De Vido.395653

“29 de septiembre de 2013. 14.25. Llevo al licenciado Baratta y a Nelson (Lazarte) a Alem 896 a ver Santiago De Vido (hijo del ministro) y una empresa (que lo hacen a menudo) para tratar obras y negocios de energía”. Así contó Oscar Centeno, en sus ya famosos cuadernos, el recorrido para la “recaudación” de coimas de ese día. Este y otros datos son una “bitácora de navegación” de uno de los “circuitos” de las coimas del kirchnerismo hasta ahora poco conocidos: las obras energéticas. En varios pasajes hace referencias a este negocio. Por ejemplo, ese mismo año dice “reunión de Baratta con Electroingeniería, Corcho Rodríguez, Isolux y Calcaterra”.
Los cuadernos confirman la existencia de “circuito” energético de las coimas que se suma a los ya conocidos de la obra pública. Un tercer circuito fue el de la mafia de los medicamentos que en el 2007 aportó ilegalmente casi 800 mil dólares a la campaña presidencial de Cristina Kirchner. Según acta de procesamiento del juez Ariel Lijo, los protagonistas de esa mafia pero por lavado: esa plata provino del tráfico de la efedrina a México.

Se investiga el rol en el circuito energético de ejecutivos de Techint S.A., Ucsa S.A., Grupo de Obras, Servicios y Desarrollos S.A., Roggio S.A., y Supercemento S.A.
Un cuarto es el de transporte que tiene al ex secretario del área, Ricardo Jaime, condenado y procesado por dádivas, obstrucción de la Justicia y otros delitos. Pero aún se debe avanzar en el quinto circuito: los negociados con la Venezuela de Hugo Chávez.
El juez Julián Ercolini avanzó pero La justicia venezolana retrasó todo: un procesamiento del juez en lo penal económico Marcelo Aguinsky sobre el empresario K Juan José Levy por supuesto contrabando a ese país, fue revocado por la cámara de apelaciones del fuero.
Otro circuito fue el del juego. Cristóbal López está procesado con prisión preventiva por fraude al Estado con la retención indebida de 8 mil millones en impuesto al combustible y no por las maquinas del hipódromo de Palermo o el barco Casino u otros casos sospechosos.
Los empresarios pagaban coimas porque los ex funcionarios K ponían sobreprecios en los contratos públicos para luego de recibir retornos.

Algunas obras que le fueron asignadas a los empresarios:

Wagner fue un subcontratista de la brasileña Odeberecht en los gasoductos y otras obras, Ferreyra logró comprar Transener luego de que De Vido sacó sugestivamente a una empresa norteamericana de la licitación. Mundi se quedó con los gasoductos de Santa Cruz por cuyo último gasoducto (que no se hizo) De Vido hizo pagar 70 millones de dólares siete días antes de dejar el poder en diciembre del 2015.

De Goycoechea, quien se acogió al régimen del arrepentido, se quedó con la central térmica de la mina de Río Turbio que costó casi el doble del presupuesto original y tuvo 11 redeterminaciones de precios. Junto a Sánchez Caballero, participaron de la construcción de las centrales termoeléctricas de Barragán y Brigadier López. Iecsa era hasta el año pasado propiedad del primo de Mauricio Macri, Angelo Calcaterra.

Fuente: Diario26

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *